22 de mayo de 2010

.

La burbuja mentirosa sobre la que hemos vivido, creyendo que éramos todos ricos y podíamos volar a bordo de un Porsche Cayenne -70.000 euros más o menos- nos ha estallado en la cara. Todos seremos más pobres después de esta crisis.

¿Todos? No está claro. Ésta es una crisis muy mal repartida. De ahí el malestar e incluso la indignación de la calle. No cabe distinguir aquí entre votantes de izquierdas o de derechas. Un votante del PP culpará de la crisis a Zapatero y uno del PSOE a los especuladores de Lehman Brothers. Pero ambos coincidirán en que los sacrificios de una crisis provocada por el estallido de las burbujas financiera e inmobiliaria deben repartirse mejor.

Estos días se han hecho muchas bromas y chanzas a propósito de una subida de los impuestos para los que ganan más dinero. Desde Robin Hood a ‘Los ricos también lloran’, se ha disparado la creatividad de los que se oponen a esta medida. ¿Dónde están los ricos?, se han preguntado muchos líderes de opinión. La calle sabe muy bien dónde están los ricos. Son bastantes, están en sus chalés -que no bajan de dos millones de euros- en barrios perfectamente identificables en todas las ciudades y en las tiendas de lujo comprando bolsos de 5.000 euros. ¿Por qué una maleta de Louis Vuitton, que cuesta una pasta, paga el mismo IVA que un frigorífico? De eso hablamos cuando hablamos de subir los impuestos a los más pudientes. No se trata -quede claro- de que la gente invada los chalés de La Moraleja y desvalije los ‘Guccis’ del armario.

.

Los ricos son, al menos, los 426.000 inversores de las célebres Sicav. O sea, que deben estar aquí, entre nosotros. Donde parece que no están, según dicen analistas y expertos con mucha reputación, es en Hacienda. Resulta estremecedora la naturalidad con la que gente muy seria asegura que los millonarios de verdad no pagan tantos impuestos como la clase media sujeta a la nómina.

Los técnicos de Hacienda (Gestha) -que algo sabrán de esto- calculan que el Estado podría recaudar 3.637 millones de euros recuperando el Impuesto de Patrimonio para los que tienen más de 1,5 millones de euros y aumentando el tipo impositivo de 1.976 sociedades que contabilizan más de 90 millones de beneficios, cada una.

Lo que no vale es tomarnos el pelo, amagar y no dar, como hace el Gobierno. Ahí tiene el ejemplo del ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schäuble, que a propósito de la tasa que quiere imponer sobre las transacciones financieras ha dicho: «Las críticas de los mercados no me afectan, cuando uno quiere secar un pantano no puede preguntarle su opinión a los sapos, si lo que busca es una posición objetiva». Schäuble es de derechas, pero lo tiene claro. No como otros.

(De ricos, sapos y pantanos. Artículo de Lucía Méndez en El Mundo, 22 Mayo 2010)



19 comentarios:

mangeles dijo...

¡¡¡Has vuelto¡¡¡

Me tienes casi convencida para que haga huelga, pero todavía.....

Y yo tengo casi convecida a Maripili para que se haga de CCOO jejeje...

Poco, a poco...que son muchos años con el culo pegado a la silla de la oficina,de ambas ejjeje ejjee

Muchos besos amigo, Pepe

alfaro dijo...

Y yo que nunca he volado en un porsche ni en un saab y los guccis ni sé qué es eso...
y que tampoco he podido tener acceso ni a una parte pequeñita de una beca para mi hijo... no sé dónde clasearme.
Estoy mirando a ver por dónde me cae...
Tampoco quiero amrgarme la vida con tanta crispación como reparten por ahí.
No quisera estar en la piel de los sindicalistas, porque lo tienen muy duro y muy difícil.
Un abrazo grande.

Codorníu dijo...

Mangeles:

¿Tenéis una silla para compartir las dos? Ah, no. Qué tonto: compartís oficina, jeje...

Y no. No es que haya vuelto de la antigua manera. Ésa, ya no me parece posible. Creo que Saleta, Chumpéter -e incluso Codorníu- se han despedido llenos de pena, al ver que las muertes (y tal vez las vidas) de cada uno de ellos han sido en vano.

Esto de hoy (que quizá sea el inicio de una nueva manera de decir algo) es la publicación de una serie de artículos de otros, que me parecen interesantes. A veces, nos resignamos en demasía y no está mal recordar algunas "evidencias" sobre las que no ponemos la lupa por considerar que son inevitables.

Sólo eso.

mangeles dijo...

Acabo de escuchar a Rajoy y las propuestas del PP, para salir dela crisis (vender las pocas empresas públicas que quedan, que ya se encargó Aznar de vender las anteriores, quitar las ayudas a la cultura, eliminar puestos de trabajo de la administración, eliminar Fundaciones....)...¡VOY DE HUELGA¡ ...jjeje

Pero el mérito , para Rajoy..

mangeles dijo...

Luego,ya veremos ---pero seguro que podremos tener un gobierno de izquierdas las próximas elecciones...

Besos

calma dijo...

Si Pepe, vaya hostia, te he contestado largo y tendido a tu pregunta en tu último comentarioen mi blog.
Me alegra muchísimo tenerte aquí de nuevo, y gracias por haber estado siempre allí.
Besos amic

mangeles dijo...

Lo mismo no se entiende,que siempre me pierdo....quiero decir que las medidas de RAJOY me parecen INADMISIBLES...y oh dejamos claro que la salida de la crisis no puede ser a costa de recortes al Estado del Bienestar...

Más besos

mangeles dijo...

Pepe, ¿tú sabias que Caja Sur es una Caja de la Iglesia Católica?...juer...¡yo estoy en la inopia...no me entero de nada¡....

Ainss..que pena de mujer.

Más besines

Pd. ¿Y tenemos que intervenir y pagar todos los españoles?..¿con los recortes a los derchos ciudadanos que siempre nos plantean? uinss...que mal rollo...

-Pato- dijo...

Las crisis?
Los ricos también las viven, pero no mueren en ellas, como mucho esta temporada no se compran un Vuitton, o sea...

Te doy un abrazo por esa nostalgia infinita que te late al hablar de Saleta, Chumpéter y Codorníu, no sabés cuánto la entiendo.
Algo te diré, algo que siento muy dentro, esas vidas si que han valido la pena amigo, si que han valido.

Besos.

Codorníu dijo...

Amigos del alma:

ALFARO: Es cierto, lo tenemos muy duro. Yo creo en los sindicatos. Vaya esto por delante. Con sus defectos, que no los ignoro. No me imagino a cuánto estaría el precio-salario, los derechos que disfrutamos, etc. etc., sin su existencia a lo largo de los años. Algunas personas aún creen que les llovieron del cielo.

CALMA: Ante todo, gracias por tu afecto. Ya he leído tu respuesta en el blog. No sé por qué me imaginaba un cabreo monumental. Estaba en lo cierto.

PATO: Cuando recuerdo las vidas de Saleta y Chumpéter ganas me dan de llorar. Si levantaran la cabeza...

MANGELES: Sí, sabía lo de los propietarios de Caja Sur. También sé que intervenir un emporio bancario trae como consecuencia "sanearlo". ¿Recuerdas lo del Banesto de Mario Conde? ¿Sabes de dónde salieron las pelas para ponerlo de nuevo de punta en blanco? Sí, amiga, del presupuesto. O sea, más endeudamiento. O sea, más recortes.

No nos esperan buenos tiempos. Y van a ser mucho peores porque la gente pone las culpas de esta crisis en quién no las tiene.

Así somos de miopes.

Isabel dijo...

Lo cierto, es que hay que salir de esta, yo ya no creo en los políticos, deberían ingresar en política, solo por vocación, sin embargo, lo hacen por ambición.
Un beso amigo

FLACA dijo...

¡¡¡Ópitiiii!!!...(saludo murguero). Ya esto sí que es una sorpresa. No me importa que pongas artículos de otro y que esto se vuelva un lugar con una temática diferente,porque qué lindo es encontrarte aquí.
Acabamos de llegar de cenar en casa de unos amigos que justamente él está estuvo hasta ayer en Madrid; ella nos mostró una presentación que había hecho con todos los paseos de Madrid. Así que mientras me tomaba un tintillo y comíamos la picada antes de la cena me hice un lindo paseo por tu ciudad: el oso y el madroño, la Puerta del Sol, la de Alcalá, el Ayuntamiento, el café ese tan lindo en frente a una plaza, las callecitas,el museo del Prado,etc.,etc, etc... Estuvo lindo, lindo.

Bueno, pero me fui de tema. Voy a hablar en serio: no llores más a Saleta y Chumpéter, ellos están en los corazones de todos nosotros; por siempre. Además, cuando hablás de economía, como ahora, se te nota la influencia de tu amigo.De tanto escribir sobre él se te debe haber pegado algo de su sabiduría con números y estadísticas.

Y no lo piensen más: el 8 hagan el PARO. Se lo merecen. ¿Son trabajadores o qué?... Aquí sólo hablamos de "huelga" cuando es paro por tiempo indeterminado, de otro modo al hecho de no ir a trabajar para hacer presión por nuestro reclamos, o para protestar,le llamamos "paro".

Sabés la alegría que me ha dado encontrarte aquí. Un fuerte, fuerte, abrazo.

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

Buenos días, cuore. Lo primero decirte que estoy feliz de tu aparición por sorpresa y saberte que aún lates.
De una manera u otra hemos tenido telepatía... Yo he puesto mi granito de inquietud
Gracias por traernos este artículo
un besazo de café por supuesto

Codorníu dijo...

ISABEL:

De ésta estamos saliendo. La Historia de los ciclos económicos está llena de ejemplos. Pero llena, llena. No me extiendo con ejemplos, porque sería un comentario muy largo. Sólo te digo una cosa: todas las crisis tuvieron una fase de pánico. En esos periodos (que duran un puñado de años), los "mercados" aprovechan el miedo para aplicar recortes sociales (le llaman sanear la economía) a la gente corriente. Lentamente, con disimulo, van quedándose con sus cosas, con sus inmuebles, con sus ahorros, con sus derechos...

Es una fase de acumulación de capital y otras cosas "robadas" (como mi salario), que cuando explota da lugar a un nuevo ciclo alcista.

En este puñado de años negros para la gente, "ellos" siguen y siguen acumulando. Tienen un norte y saben perfectamente qué hacer.

Nosotros, no.
Sólo tenemos miedo.

Codorníu dijo...

FLACA:

Qué bien lo que me cuentas de tu amigo. Supongo que sentirías lo mismo que cuando yo me meto a ver fotos de Las Piedras, o de Montevideo, jaja...

¿Sabes? El día 8 iremos a esa huelga los de siempre. Pero no me pillará de sorpresa. Yo creo en los trabajadores, en la gente corriente, en su fuerza latente... que algún día despertará.

Eso sí es fe.

Codorníu dijo...

Mª ANGELES:

Gracias por alegrarte de esta "vuelta" que, como explico más arriba, va a ser "media vuelta" tan sólo.

Pero bueno, al menos es una ventanita para que podamos seguir con nuestros cafelitos.

FLACA dijo...

Y con el mate mañanero los domingos.

Desde mi ventana dijo...

Me alegra "verte" de nuevo, es un gusto para mi, leerte otra vez en tu blog.
Besos
Ana

Maria Coca dijo...

Muy bueno, querido Pepe. Un artículo interesante, como todo lo que cuelgas.

Qué alegría "verte"!!!!!