2 de noviembre de 2008

.
Este domingo por la mañana, uno de mis yoes (un tal Pepe) ansiaba lo incierto de la vida cuando salió a comprar el periódico.
.
Y es que ni el ron nocturno, ni ese relato tan genial que surgió de la nada, ni cualquier otro disfraz de la locura (ni siquiera los recuerdos nunca perfectos de la juventud, que anticipaban ya entonces la llegada del otoño) han sabido calmar todos estos años el vacío que desciende sobre el bosque cuando se oculta el riachuelo.
.
Ahora, al atardecer, con una sonrisa absurda (por todo tesoro) me alargo sobre los encharcados brillos de las calles y atravieso el sonoro sendero de papeles blancos que junta el viento en la puerta de alguna taberna desconocida.
.
Allí, delante del líquido dorado que va más allá de la mente, más allá del sonido cadencioso de las gotas que dejan caer los canalones agujereados,
recorro los frágiles labios del cristal, y bebo...
.
En el espumoso mostrador (desde el fondo del no-pensamiento, como Pessoa), intento flotar sobre el terco lodazal de la ley de causa y efecto.
.
Volveré cuanto antes.
.
Codorníu.
.

23 comentarios:

Codorníu dijo...

Bueno... sin ordenador, sin atalaya para ver los barcos venir... en una casa que no es la mía... con mucha de la música, perdida...

Supongo que me permitiréis aplazar algunas letras.

Hasta pronto.
Besos de dos yemas.
Pepe.

calma dijo...

Aquí estaré Pepe, esperándote bebiendo una cerveza y buscando mi yo.
Besos

-Pato- dijo...

Qué bien describiste esta sensación que tengo, hablabas de un tal Pepe y yo creí que hablabas de mi.

Cómo no esperarte!

Besos-

mangeles dijo...

Pero si hay unos ciber guapos...o cutres...pero bueno...se puede echar un ratillo....ahhh...y en algunos PAN&COMPANY se puede comer un bocata y tener acceso a Internet...¡¡¡si es que algunos no están preparados para la modernidad¡¡¡

Besos de domingo aburrido.

(claro que la imagen de progre seguro que se resiente...pero...)

PIZARR dijo...

jajajaja... Pepe,no te imagino en un PAN&COMPANY, como te sugiere Mangeles, recogiendo servilletas de alocados adolescentes y plasmando tus sentires en vivo y en directo en el ordenador... no se el motivo, pero no te imagino.

Esperaremos lo que haga falta caballero.

Por cierto, tengo entradas para ver el domingo a Paco Ibañez. Seguro que me acuerdo de ti y de tu relato " El asunto".

Ya contaré

Un beso de domingo invernal.

Codorníu dijo...

PIZARR:

¡Paco Ibáñez! ¿Qué domingo? ¿Dónde?

Qué tonto...

Supongo que será en Bilbao.

Qué envidia.

Disfruta, escucha, aplaude, deja que tus ojos brillen... canta...

Por mí.

Un beso.

PIZARR dijo...

Pues si Pepe, en Bilbo, en el teatro Arriaga.

Cuando saqué las entradas hace casi dos meses pensé en tí. Ya ves.

Aplaudiré doble. Lo prometo.

Recuerdo cuando en el Instituo nos prohibían escuchar sus canciones y cuando vi un concierto suyo por primera vez en Paris... no recuerdo donde. No fué el famoso del Olympia... noooooo. Fué mucho después.

En el Olympia vi actuar a Adamo en una ocasión.

Lo dicho, lo disfrutaré.

Codorníu dijo...

CALMA: Será un placer el reencuentro. No lo dudes. Y ya sabes... "cuanto más larga la espera, más hermosa es la alegría"

MANGELES:

Pues sí. Acertaste de pleno. Anacronismos a parte, no me veo en un cíber. Ah, y ojalá fuera progre. Esa palabra (que se usaba despectivamente en mi juventud) me habría quitado unas cuantas décadas de encima. Gracias por el pìropo.

PATO:

Cuántos Pepes andamos por la vida. Pintando y pintando en la barca, dando una capa, y otra; una mano y otra... Ya sabes...

FLACA dijo...

¡Ojalá!...
Sólo pensaba escribir esa palabra refiriéndome a tu despedida: "Volveré cuanto antes".
Pero no me puedo aguantar sin hablar.
¡Ojalá!vuelvas pronto, amigo, de esa sensación de vacío y soledad,; ojalá sigas intentando "flotar sobre el terco lodazal"; ojalá te arreglen prontísimo la computadora ( ya a esta altura de nuestras vidas -reconozcámoslo- se hace difícil vivir sin ella). Sé lo horrible que es ir a esos ciber en donde uno pierde toda la intimidad.
¡Vamo arriba,Pepe!, como se dice por acá.
Pero no puedo irme sin decirte que me reí mucho con el sacudón que te pegó Pizarr cuando te dijo que tenía entradas para Paco...¡Paco,ah!(= suspiro totalmente desbordado de nostalgia y con un toquecito de envidia también).
Esa amiga tuya me encanta, ya la leí otras veces, aunque nunca le escribí. Pero esto es lo máximo y habla muy bien de ella.¡Estar aquí y escucharlos decir que el domingo que viene hay un recital de Paco!... También aquí se le escuchaba bajito en sus LP de pasta cuando estaba prohibido.Lo fui a ver y escuchar al Palacio Peñarol en 1984, era el último invierno de la dictadura y no dejaba de ser una acto de valentía y de protesta el sólo hecho de ir. El Palacio Peñarol, que no es un palacio sino una instalación deportiva enorme y techada, estaba totalmente repleto.Tiempo después me enteré que el de platinada cabellera -a quien aún no conocía- había estado presente allí entre la multitud.
Pepe, yo que vos me daba un paseíto por Bilbao.¿Quién te dice que eso no sea "lo incierto de la vida" que anduviste buscando en esta mañana de domingo?...
Dale, y después estaría bueno que contaras aquí la emoción de ese recital a los amigos.
Un fuerte abrazo.

FLACA dijo...

PIZARR: si no es un atrevimiento,te pido que aplaudas triple, por favor,por los que estamos de este lado del océano.

mangeles dijo...

Anda¡¡¡ en mi juventud un progre era sinónimo de cultura...intelectual... izquierdas...todo lo rechazado por los derechones...en fin...

Besos y feliz semana

Codorníu dijo...

Mangeles:
Al parecer, no me he sabido explicar. Yo te entiendo.

(En el ambiente en el que yo andaba, el término "progre" se aplicaba al que tenía una manera de pensar progresista; pero ahí se acababa toda su participación en cuanto a los cambios que necesitaba la sociedad del momento aquel)

Lo siento.

Codorníu dijo...

Mangeles:
Al parecer, no me he sabido explicar. Yo te entiendo.

(En el ambiente en el que yo andaba, el término "progre" se aplicaba al que tenía una manera de pensar progresista; pero ahí se acababa toda su participación en cuanto a los cambios que necesitaba la sociedad del momento aquel)

Lo siento.

mangeles dijo...

No hay nada que disculpar amigo...y ya veo que me entiendes.

besos

Lena dijo...

Ven prontito, ladrón de alientos...

No tardes.

(Me pregunto si alguna vez compartiremos reloj y barra)

Besos de 5, 4, 3, 2,1!!!!!!!!!

Sibyla dijo...

Yo te imagino con unos labios tan frágiles como el mismo cristal...
¿cómo si no,podrían brotar esos no-pensamientos que tanto nos gustan?

Te esperamos Pepe, todo lo que haga falta!!!!

Hasta entonces te envío un beso (huevo Kinder) con sorpresa:)

Inuit dijo...

Estoy un poco preocupada Codorníu por tu salud con tanto mostrador y con esas servilletas que no son lo que eran, cada vez más baratas y sin consistencia, donde la escritura no se impregna como debiera.
Aunque leyendo lo que escribes.... Sabes mucho de meigas y de besos de dos yemas(cómo me gustaría tener una gallina ponedora de besos de dos yemas)
Inuits

FLACA dijo...

Pepe: ¿Estás todavía ahí?... Ojalá que sí.
No puedo irme a hacer la cena sin agradecerte antes tus palabras. Me gustó mucho encontrarme con Pizarr, y te lo debo a vos.
Y sí, aquí estamos pendientes de lo del Norte. Allá en la cocina estáÉDl mirando el informativo a ver qué pasa. Es cierto que con los demócratas alguna cosa cambió.Sería bueno que terminara la guerra, como siempre. Y sería histórico que los gobernara un negro.¿Será que el mundo está cambiando?... Un abrazo, amigo.

Maria Coca dijo...

Regresa pronto que hace frío y tus palabras sirven para calentar los corazones.

Besos

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

Me reafirmo cada vez que te leo o leo a uno de tus Pepes: deberían estar estos micro pensamientos, estajoyitas de columnas con las que nos regalas asiduamente en algún periódico en vez de algún que otro mamarracho diciendo paridas para no aportar nada.
Besotes

mangeles dijo...

OIGA COLEGA¡¡¡ QUE EL BAR NO SE PUEDE ESTAR TANTO TIEMPO SIN CONSUMIR...vamos...que para un cafetito lleva VD. cerca de una semana ehhh...esto no puede ser..

Vaya apurando que hay que cerrar ehhh¡¡¡

mera dijo...

Bueno jefe, hasta cuando quiera, pero espere a que escampe, tomese otra, paga la casa.

Sasian dijo...

esta entrada, amigo Pepe, la he vivido como si de un heterónimo mío se tratara. como si Codorníu fuera mío.
ahora, en este estadío de mi vida, yo también intento flotar, sobrevivir a esa terca y absurda ley... y mientras, como siempre que puedo, me refugio en tu discoteca...
un abrazo. Un fuerte abrazo.